dissabte, 29 de desembre de 2007

[retallada]

Como siempre, absentes lectores, voy a descargarme un rato. Resulta ser que parte de mis tormentos anteriores (de los cuales creo no hablé nunca, almenos en este blog) que había dejado atrás, han vuelto con más fuerza. A ver, la fuerza supongo que es la misma, solo que, a la vez que el hecho en sí (o el cúmulo de ellos) ha augmentado progresivamente, yo (si es que existe un "yo" como tal) he aprendido a verlo de una forma más lejana. El problema está en que toda la presión que "eso" había ejercido en mi, ahora la veo plasmada en gente la cual pensaba que jamás vería en esa situación, y me duele. Me duele más por los quienes que por los porqués. No me parece justo, en ninguna medida. Aunque no hay nada justo en esta (maldita, solo a veces) vida.